UCA anima a los trabajadores a defender el aumento al salario
Ante el incremento al salario mínimo, la Universidad Centroamericana José Simeón Cañas (UCA), ha realizado un pronunciamiento en donde llaman a la clase trabajadora a defender dicho incremento y exhortan a la clase empresarial a tener mayor solidaridad con el pobre.

Ante el incremento al salario mínimo,  la Universidad Centroamericana José Simeón Cañas (UCA), ha realizado un pronunciamiento en donde llaman a la clase trabajadora a defender dicho incremento y exhortan a la clase empresarial a tener mayor solidaridad con el pobre. 

En el pronunciamiento la UCA asegura que el incremento aprobado es “cuestión” de justicia para con los trabajadores. Dice además que  un salario justo es la base para el reconocimiento de la igual dignidad de las personas.

La universidad jesuita reitera que en el país se tienen los salarios más bajos, a excepción de Nicaragua. Asimismo, señalan que el incremento y la equiparación de los salarios mínimos entre los distintos sectores productivos es un importante esfuerzo para detener el empobrecimiento de grandes sectores de la población.

La UCA afirma que los aumentos decretados por el Consejo Nacional de Salario Mínimo no resolverán definitivamente los problemas de los trabajadores ni de la económica del país, pero lo califica como un “paso importante en el camino hacia una mayor justicia social”.

“Duele la insistencia de los sectores económicos más poderosos en mantener salarios injustos,  su negativa a aceptar un salario digno cuando en el país se genera mucha riqueza, la cual es acaparada por una minoría que mantiene niveles de vida escandalosos”, dice en el pronunciamiento, y sentencia además que, “es perverso y anticristiano defender los intereses de pequeños grupos en contra de los de la mayoría”.

Los jesuitas mencionan, en el pronunciamiento, un estudio realizado por la Universidad, donde se revela que la brecha entre la productividad y los salarios se ha ido ensanchando, “lo que evidencia un aumento en las utilidades de las grandes empresas”. Por lo tanto, afirma la UCA, dicha productividad permite el ajuste salarial sin que se ponga en riesgo la existencia ni la viabilidad de las empresas.

En la parte final del pronunciamiento, la UCA hace un llamado a que los empresarios pongan en el centro de esta coyuntura la vida del trabajador y de sus familias; a los trabajadores a defender el incremento, y hace un recordatorio que, “la precariedad salarial está íntimamente relacionada con la delincuencia, la violencia, los cinturones de miseria en las ciudades, la migración en busca de oportunidades que acá solo están reservadas para unos pocos”.

conversaciones de facebook